Dar feedback honesto implica, a veces, decir cosas incómodas.

Comunicar una opinión no siempre es fácil y, en cambio, es necesario en distintas facetas de nuestra vida.

Con:

  • La pareja.
  • El jefe.
  • Los compañeros.
  • Los hijos.
  • Los padres.
  • La familia en general.
  • Las amistades.
  • Los vecinos.
  • Cualquier persona de tu entorno…

Saber hacerlo para que realmente ayudemos a la persona que lo recibe y, sobre todo, logre transformar y mejorar la situación para ambas partes, es una tarea que requiere de honestidad y sinceridad, pero no es necesario cometer “sincericidio”.

Es algo que necesita tacto, pautas que hagan que tu opinión no sea recibida como una crítica negativa o un ataque…

La asertividad, a la hora de dar tu opinión, es fundamental.

En este vídeo tienes algunas pautas que pueden ayudarte a dar feedback inteligente y que tenga efectos positivos:

 

 

Un resumen para fijar en la memoria las principales pautas a la hora de dar feedback

  1. La realidad es cuestión de interpretación
  2. Antes de hablar, escucha
  3. El feedback es cosa SOLO de dos
  4. Busca el lugar y el momento adecuados
  5. Hazlo con seriedad, pero sin agresividad
  6. Que sea de forma constructiva y basado en argumentos
  7. Trata de crear un ambiente de calma y de confianza
  8. Pídele su opinión
  9. No hables del pasado
  10. Sé breve
  11. No cuestiones a la persona, sino a la acción
  12. Sé tolerante
  13. Elige las batallas
  14. Si la cosa se pone fea, haz una PAUSA, ya seguiréis en otro momento
  15. Reconoce la parte de responsabilidad que tienes
  16. ¿Es el momento adecuado para dar una instrucción?
  17. Utiliza la técnica del sandwich: positivo, negativo, positivo
Share This