El valor económico del storytelling: caso práctico

India-significantobjects

Las historias son un excelente vehículo de comunicación por varios aspectos:

  • Reducen la resistencia natural al cambio: no hay que razonar o comprender conceptos abstractos, solo dejarse ir con una historia que engancha.
  • Dejan una impresión más duradera en la memoria y provocan recuerdo.
  • Está demostrado que cuando uno comienza a contar una historia las personas que escuchan se relajan: se suavizan los rasgos, sonríen y se genera una mirada inocente.
  • Se comprende mejor.
  • Se aprende más.

¿Por qué genera emoción el Storytelling? ¿Por qué se “salta” la razón? Porque al oyente o lector lo que le preocupa es conocer el final de la historia.

Las historias tienen el poder de llevarnos:

  • De la acción de la historia a la emoción.
  • De la emoción a la reflexión.
  • De la reflexión a la acción en la propia vida.

Se produce un cambio sin provocar conflictos de amor propio ni tensión.

Además sirven para:

  • Animar a las personas a reflexionar
  • Apoyar con ejemplos concretos una línea de argumentación que estemos siguiendo
  • Estimular el interés

“Se convoca al sujeto a un lugar extraordinario que lo saca de su experiencia cotidiana” Nabokov

Ya he hablado en otras ocasiones de este tema

  • Sobre por qué funcionan

Los seres humanos somos adictos a las historias

En la comunicación, el 3 es el número mágico

  • Ideas básicas para contar buenas historias

Cuenta una historia y convence

  • Y algunos ejemplos

Una vaca para Jasmine

Lotería de navidad: ejemplo exitoso de storytelling

A nivel empresarial, sirven para:

  • Orientar y sincronizar los flujos de información y la transmisión de conocimientos
  • Gestionar las emociones
  • Transmitir de la experiencia.
  • Comunicar las reglas y valores
  • Difundir las tradiciones y la historia de la organización
  • Formar
  • Favorecer el recuerdo
  • Ayudar a sumergir a los nuevos en la cultura de la empresa
  • Reforzar la adhesión y el compromiso de los empleados.
  • Preparar al cambio
  • Ayudar a coordinar
  • Establecen comunidades de prácticas
  • Favorecer la innovación

Pero cuando toco este tema en los cursos de comunicación que imparto en las empresas, suele surgir la discusión sobre cómo medir el resultado de una acción que utiliza el storytelling como vehículo de comunicación.

Por eso, aunque tengo numerosos ejemplos que ilustran cada uno de los puntos anteriores, hoy quiero poneros un ejemplo que, aunque no es muy actual, creo que vale la pena, ya que en este caso no se trataba de formar, de favorecer el recuerdo o de preparar al cambio, se trataba de algo mucho más concreto: vender.

Todos los que “trabajamos” con historias sabemos que es mucho más valioso y eficaz para la venta el storytelling que las llamadas en frío, pero es un gusto cuando esto se demuestra con hecho, por eso aquí os muestro un precioso ejemplo sobre cómo las historias pueden dar resultados económicos concretos.

Se trata del proyecto: Significant Objetcs.

Rob Walker y Joshua Glenn hicieron un experimento en 2009: contrataron escritores creativos para inventarse historias de objetos diversos (o más bien baratijas de menos de 1€) y ponerlos a la venta en eBay.

En este experimento de storytelling se demostró que:

La narrativa tiene un efecto sobre el valor subjetivo de un objeto y se puede medir objetivamente. - Tuitéalo          

Pidieron a 100 escritores creativos que inventaran las historias de objetos que en total valían 129$ y los pusieron a a venta en Ebay, para ver si las historias incrementaban el valor de los objetos a la venta. Se obtuvieron más de 8.000$

Según Michael Brenner, el beneficio neto de todo el proyecto fue de 3,6 millones de dólares. 

La hipótesis inicial era que:

Las historias tienen un valor emocional que transforma un objeto insignificante en algo con significado. - Tuitéalo          

¿Quieres saber por qué la figurita de la india de la imagen multiplicó su valor 159 veces? Tienes su historia y muchas más aquí (inglés).

Parece que quedó claramente demostrada la transformación del valor de un objeto a través de su historia.

Es bastante impresionante ¿verdad?, pero recuerda: en muchas ocasiones, la mayoría, leemos o contamos historias por el puro placer de compartir o de pasar un buen rato. ¡No te olvides de disfrutarlas!

Un Comentario

  1. Venancio García
    26 Octubre 2015

    Gracias Natalia por este blog. Me lo paso en grande. Un fuerte abrazo. Venancio García

    Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow

Get every new post on this blog delivered to your Inbox.

Join other followers: