De mileuristas a milenistas: el nuevo paradigma del mercado laboral

El mercado laboral está en plena revolución. Los jóvenes están redefiniendo sus necesidades y sus deseos (no es solo el mercado, ellos también han tomado las riendas); lo que valía hace unos años, ya no tiene vigencia.

¿En qué sentido ha cambiado?

Ha cambiado tanto la concepción del trabajo en sí mismo, como las metas de los nuevos profesionales. Veamos de qué manera.

En el pasado Zincshower, tuve la oportunidad de escuchar una excelente charla de Sergio Fernández (Pensamiento Positivo) sobre Marca Personal.

He de confesar (con un poco de vergüenza) que fui a la conferencia con una actitud un poco “sobrada” porque me paso el día leyendo sobre Marca Personal y no pensé que fuera a escuchar nada nuevo, pero, como siempre, la vida nos sorprende con regalos inesperados y la “forma” en la que Sergio presentó los conceptos me llamó muchísimo la atención  y me hizo reflexionar sobre mi trabajo, mis proyectos y el nuevo paradigma del mercado laboral.

Para situarnos en el escenario actual, Sergio utilizó una cadencia comparativa que escribo a continuación y que le dio mucha claridad y una fuerza especial a su presentación:

  • No hay crisis, hay globalización
  • Se acabó el capitalismo, comienza el talentismo
  • Ya no se trata de tener un puesto de trabajo sino de participar en proyectos.
  • Del concepto de empresa pasamos al de red de profesionales.
  • De un mundo insostenible a una apuesta por la sostenibilidad.
  • De tener jefes a ser agentes libres asociados.
  • Desaparece el sueldo y aparece la facturación.
  • Desaparece el “de 9 a 7” y aparece la deslocalización horaria y geográfica.

Esta información que escuché aquel día, se sumó a la que había leído en un artículo sobre la felicidad en el trabajo del blog Historias de cracks que incluía el siguiente vídeo que nos ayuda a entender este cambio de paradigma:


Tal vez el paso por el mileurismo de principios del milenio y la crisis actual han ayudado a la redefinición de los nuevos profesionales y al nacimiento de una nueva casta, cuyo nombre hace referencia al nuevo milenio:

Los milenistas: personas jóvenes que tienen una nueva actitud ante el trabajo; además de un empleo buscan un propósito vital.

No son competitivos porque ya no buscan ganar mucho dinero, ni desean el poder o la seguridad. Ellos quieren:

  • Flexibilidad
  • Autonomía
  • Colaboración
  • Creatividad

No son vagos (como a veces he oído decir a profesionales de antaño sobre estos jóvenes), simplemente desean sentir pasión por lo que hacen y disfrutar cada momento de la vida, estén o no trabajando, porque para ellos trabajo y placer forman parte de la misma ecuación.

Os aconsejo ver el siguiente vídeo sin falta, es muy cortito y muy significativo:

Las nuevas tecnologías están en el origen de este cambio de paradigma ya que su naturaleza ubicua, flexible y colaborativa las convierte en el mejor aliado de estas nuevas generaciones, y de personas, como es mi caso, que aunque pertenecemos a generaciones anteriores, nos hemos reconvertido.

Como dijo Sergio Fernández “no hay desarrollo personal sin desarrollo profesional” y las nuevas tecnologías abren un mundo de nuevas oportunidades al alcance de todos.

Pero para aprovecharlas es necesario ser capaz de solucionar algún problema específico de un sector determinado de la población.

La base, entonces, es centrarse en ser capaz de ayudar a otros seres humanos. Cuanto más concreta y más valiosa sea nuestra ayuda, más fácil nos resultará encontrar clientes en este nuevo entorno laboral.

¿Te has planteado qué problema puedes solucionar a otros?

29 Comentarios

  1. 29 abril 2013

    Me parece una genial manera de ver la vida, la vida de ahora, la vida de los que ahora no llegan ni a ser mileuristas, bien visto el término milenistas me ha gustado mucho. Al final será el paso lógico el de estar a sueldo al de facturar. Si creo que es lo que hay que hacer. Gracias por el post.

    Responder
  2. 29 abril 2013

    Queda muy bonito sobre el papel, pero hay mucha gente que ahora mismo no puede ser emprendedora, sólo sobrevive como puede. Si todos tuvieramos garantizados la comida y una casa, tal vez esa libertad de hacer lo que nos apasiona sería posible. Ojalá lleguemos un día a eso. Y que yo lo vea.

    Responder
    • patricio
      26 septiembre 2014

      hola. yo lo veo distinto. tal vez es mas fácil para el que no tiene mucho para perder, en cambio los que tenemos las cosas mas o menos armadas nos cuesta más dejar lo seguro por el miedo de perderlo si nos va mal en el cambio (por ejemplo yo trabajo muchas horas en algo que no me disgusta, hasta puede apasionarme un poco, pero creo que no es lo que “realmente me apasiona”).-
      Aunque cada uno desde su perspectiva, me parece que a la gran mayoría nos cuesta hacer ese cambio de paradigma en nuestras mentes (como leí/ví por ahí nuestra realidad es lo que tenemos en nuestras mentes, pero materializado, o algo así, al menos ese concepto me quedo a mí).- Tenemos miedo o algo nos frena.-
      Lo mío es un comentario, espero se entienda.
      Saludos

      Responder
      • Natalia Gomez del Pozuelo
        9 octubre 2014

        Gracias por tu interesante aportación, Patricio. Yo creo que es una cuestión de equilibrio, si de momento te satisface tu trabajo y te sientes relativamente bien, es normal que no pienses en cambiar, pero es interesante al menos reflexionar sobre ello y saber cómo está evolucionando el mercado laboral
        Un abrazo,
        Natalia

        Responder
      • Patricio
        9 octubre 2014

        Hola, te digo la verdad, en mi caso estoy pensando gran parte del tiempo en cambiar de actividad (ser escribano -no es lo mismo en Argentina que en España, acá todo es realmente mucho más complicado- por viajero/fotografo/ entre otras) aunque lo que hago me gusta, y no es para nada monotono (tengo desafíos constantes en mi profesión).-
        Tambien me gustaria trabajar menos horas para estar mas con la flia, amigos y hacer deporte.
        Pero bueno, como decís lo importante es al menos plantearse estas cuestiones, lamentablemente hay mucha gente que ni se le cruza por la cabeza.-
        Muy interesante tu blog
        Saludos, y ante todo buenas ondas.

        Responder
  3. 29 abril 2013

    En http://www.friendsandjob.com pensamos lo mismo. Cuando dices “personas jóvenes que tienen una nueva actitud ante el trabajo; además de un empleo buscan un propósito vital” nos hemos emocionado.

    Saludos.

    Responder
  4. 29 abril 2013

    Reblogueó esto en friends.

    Responder
  5. Marije
    29 abril 2013

    El problema radica en cómo está montada la Seguridad Social. Yo lo he intentado, durante un año, emprender, pero sin facturar un solo euro, tenía que pagar casi 300 de S. Social, mientras todos los proyectos se pagaban a 4 dólares, 7 euros, o incluso 2,50 euros la hora… Aparte gastos varios, ya sean plataforma de freelancers, Paypal, esperartreinta días para cobrar, etc.
    Lo siento, pero mucho tienen que cambiar las cosas en este país… Yo de momento, no arriesgo más. Si no puedo volver a un puesto “normal” me iré fuera, que facilitan más las cosas a los emprendedores u ofrecen sueldos algo más razonables.

    Responder
  6. 30 abril 2013

    Natalia, excelente post, gracias por compartir tus reflexiones. Creo que llegará el día en que se junten media docena de amigos y señalen a uno con el dedo diciendo: “anda, pero si tú aún vives de una nómina, y estás en una plantilla de una empresa, ¿qué se siente, no te agobias?”. ;). Saludos!.

    Responder
  7. jvag
    30 abril 2013

    Estoy muy de acuerdo en todo, más de acuerdo todavia en que realmente no existe la crisis, es un problema de globalización empresarial…. es decir, se vende justo en los lugares en los que no se produce,…… como no se produce cualquier cambio de tendencia es irrecuperable……pero al mogollon…. estoy encantando con el analisis, pero no lo pensemos a la española…. es decir no vayamos de extremo a extremo, de querer ser todos funcionarios a ser freelance……. necesitamos un tiempo de adaptación… y sobre todo pensemos que siempre será necesario integrarse en una estructura tradicional…. hay trabajos que se tienen que realizar,……..
    Felicidades por el post.

    Responder
  8. 30 abril 2013

    Me he propuesto leer tu blog un poco como un reto. En principio nuestros valores son sumamente dispares. ¿No seremos capaces de comprendernos? Veremos.
    El cambio de modelo que nos cuentas me recuerda el momento histórico en que se abolió la esclavitud. Tener un esclavo suponía la obligación de mantenerlo con alimento y salud suficiente como para que pudiera trabajar y ser rentable; no solo a él, también a su familia. Cuando los esclavistas advirtieron, con la revolución industrial, que producir ya no era más una cuestión de manos, liberaron a los esclavos. Les pareció que serían más rentables como consumidores, si es que conseguían sobrevivir por sí solos. La factura del médico bajó radicalmente en las plantaciones y los ingenios.
    Naturalmente que en el capitalismo los más dotados pueden vivir bien “colaborando”. ¿Qué ocurrirá con los demás? ¿Seguirán siendo “freelance” de fregar escaleras a los ochenta años?
    Saludos cordiales.
    PD. Por supuesto, si te molesta alguna de mis apreciaciones, me lo dices, por favor, y me callo.

    Responder
  9. Papaymamá
    30 abril 2013

    Estos jovenes podrán trabajar por amor al arte mientras sus padres les puedan mantener.
    Está muy lo de buscar vivir una happy live, y no trabajar por dinero, pero las facturas no se pagan del aire.

    Responder
  10. 30 abril 2013

    Lo que dices lo comparto plenamente,ahora dependemos cada uno de lo que podamos facturar ,no es cuestión de horarios nio de agarrarse al puesto es evolución.ME PARECE MÁS JUSTO ,que cada uno obtenga lo que realmente se gana.

    Responder
  11. 3 mayo 2013

    Nuestra estructura social y de Estado como MONARQUÍA, nos pone en el escenario mundial con casi 2 SIGLOS DE ATRASO (respecto de libertad, democracia y competitividad), comparativamente de países Repúblicas y sus más altas evoluciones democráticas (protección y participación social). Distancias INSALVABLES para España en largo tiempo.

    Efectivamente, el mundo se dirige a un nuevo concepto de vida. Que en nuestro país España, es IMPENSABLE REALIZAR (por lo descrito antes). La elite española (0,1 porciento población) estará de acuerdo, pero la masa (incluidos pseudo empresários como la CEOE, banca total, empresas estatales), NO.

    Simplemente porque en nuestra sociedad NO EXISTE COMPETITIVIDAD, sino EXTREMA CORRUPCIÓN de la clase gobernante (políticos, jueces, profesores universitarios, policia, medios).Adulterándose valores sociales, datos económicos de Estado, información en medios.
    Se visualiza complicado y difícil, ASUMIR EL CAMBIO QUE YÁ COMENZÓ post era espacial (1970). Y que los españoles nos enteramos, recién hoy.

    Responder
  12. Javier
    6 mayo 2013

    Creo que planteamientos así favorecen al mas voraz de los neocapitalismos, mano de obra de usar y tirar, planteamientos empresariales como en Consum, donde priorizan el trabajo al beneficio, crea entornos de realización de un trabajo de mayor productividad, porque no hay desarrollo profesional sin un desarrollo personal. Como verás discrepo contigo en la base marketiniana de la venta del “talento”.

    Responder
  13. 6 mayo 2013

    Gracias a todos por vuestros comentarios. El tema ha generado polémica y creo que eso es muy positivo ya que cada uno aporta su grano de arena en la definición del nuestro futuro profesional y personal.

    El solo hecho de compartir diferentes puntos de vista nos enriquece a todos.

    Un fuerte abrazo,

    Natalia

    Responder
  14. 7 mayo 2013

    Excelente articulo, quiero resaltar este concepto del contenido, el cual si no lo comprendemos rápidamente, las empresas cada vez van a tener mas problemas para ser competitivas globalmente:
    Las personas jóvenes tienen una nueva actitud ante el trabajo; además de un empleo buscan un propósito vital. No son competitivos porque ya no buscan ganar mucho dinero, ni desean el poder o la seguridad. Ellos quieren: Flexibilidad, Autonomía, Colaboración, Creatividad

    Responder
  15. 9 mayo 2013

    Excelente artículo! todavía no supero el shock en que me dejaron los videos.

    Responder
  16. 11 mayo 2013

    Nada de esto es nuevo. Hace muchos años, Charles Handy acuñó el término “free radicals” como evolución de los freelance.
    Y como bien comentan algunos; en no todos los aspectos, es una evolución. Sobretodo, porque no puede darse por obligación; sino por opción.
    Y en épocas de crisis, sabemos que eso es una utopía.
    Como dice otra persona también en los comentarios, es un cambio que debió darse progresivamente hace muchos años.
    Ahora, solo nos queda correr hacia adelante, procurando tener suficientes energías para llegar a la meta. La que sea que nos hayamos propuesto.

    Un beso

    Emiliano Perez Ansaldi
    @epaDesign

    Responder
  17. Angel Melguizo
    12 mayo 2013

    Me encanta el concepto de “Milenista”, Quizás, por que soy uno de ellos…….

    Enhorabuena Natalia….me parece un artículo fantástico.

    Responder
  18. Marina
    15 mayo 2013

    Me ha encantado el artículo. Puedo confirmar que es la manera en que mis hijos se quieren plantear su vida y lo hemos comentado muchas veces en casa. Debo decir que después de trabajar más de 30 años para acabar siento parte de la penosa cifra de seis millones no dejo de plantearme como ser milenista a los 50…estoy en ello y mi lema es “Folow your passion”

    Responder
    • 15 mayo 2013

      Me encanta Marina, es un gusto oír que hay milenistas a los 50. Yo me hice milenista a los 40, y me consta que otros lo han hecho con 60, 70, 80 y hasta 90. Nunca es tarde para buscar en la actividad que hagamos un sentido vital y una forma de disfrutar y dar curso a nuestra pasión.

      Un abrazo,

      Natalia

      Responder
  19. 13 junio 2013

    GRACIAS,
    Siempre en mi vida laboral y profesional he tenido esta mentalidad emprendedora, incluso “padeciendo en un ministerio siendo funcionaria”, y orí ante mis iniciativas de hacer algo siempre emprender…y orí para qué trabajas te pagarán igual, y por becas que gané y me permitió vivir en otro continente y en otros países.

    Volví a oír algo semejante mientras hacia mi trabajo de investigación para un proyecto en la universidad y cursaba mi doctorado y me decían pareces alemana sólo piensas en trabajar…….

    A mis 48 años vine a Madrid, con una Beca para hacer un Máster, y mi marido me había abandonado……sin haber obtenido de ese matrimonio, ni casas, ni pensiones …….me había casado en régimen de separación de bienes.
    Y por FIN volví al mundo laboral, después de 8 años de “secuestro marital, mi marido no me dejaba Trabajar fuera del hogar……
    Y para mi nueva decepción trabajando en empresas Privadas, más de lo mismo, corrillos, “cámaras café”, y pasar la jornada que nos quedan 15 minutos y apagamos el ordenador y yo mi PenDrive, nos marchábamos de fin de semana para terminar trabajo,

    y que el empresario que me contrató no quedara mal ante su cliente.

    Y estoy hace dos años en Paro y autónoma entro y salgo y conocí gente y busqué trabajar o hacer algo me encanta el paisajismo, y al fin encontré gente y ganamos un 2º premio en un concurso en Lausanne, y en otro en Basilea fuimos elegidos en la primera Fase.
    Y viví la hermosa experiencia de trabajar con compañeros de Barcelona, un alemán que está trabajando en Arabia, en el desierto otra compañera en Hamburgo.

    y un día entre los dos concursos me día me dí cuenta que mi Estudio/Oficina era inmensa, mi compañero que enviaba archivos con proyecto desde Arabia mi compañera desde Hamburgo…..

    Todo estaba allí en horario, en tiempo, hasta el copy center de Hamburgo tenía una sucursal en Basilea, nos evitó viajar a Suiza a entregar el Proyecto en el Cantón.

    Y mi hija de 16 años está ilusionada y encantada con su madre y los concursos y poniendo empeño en su Bachillerato Artístico.

    No sé cumpliré 57 años, tengo a medio escribir mi Tesis doctoral, pero soy Especialista en un par de cosas..

    Y como autónoma no gano mejor dicho pago para trabajar, Colegio Profesional, Seguros de R.C. , la cuota de autónomos…..
    Pero soy libre, soy yo y mis yo.

    Ciao.

    Edith

    Responder
    • 19 junio 2013

      Gracias por tu aportación Edith. Estoy de acuerdo en que a los autónomos no nos facilitan el trabajo… Una legislación y unos procedimientos más sencillos serían de gran ayuda… pero es cierto que a pesar de todo uno se siente libre.

      Un abrazo,

      Natalia

      Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Follow

Get every new post on this blog delivered to your Inbox.

Join other followers: